Crédito fotografía: 
Lautaro Carmona
Las nuevas dependencias del Centro de Salud Familiar Emilio Schaffhauser, el Instituto de Teletón Coquimbo y la cámara hiperbárica del Hospital San Pablo, cuentan con más de 200 profesionales y funcionarios en total, dispuestos a entregar lo mejor de sus capacidades.

Tres obras de gran importancia en materia de salud fueron inauguradas durante la mañana y la tarde de ayer en la Región de Coquimbo.

A primera hora, en la capital regional, fue la ceremonia de corte de cinta del Centro de Salud Familiar Emilio Schaffhauser de La Serena, que consta de 4.500 metros cuadrados construidos, convirtiéndose de esta forma en el Cesfam más grande de la zona. 

Si bien es cierto ya venía entregando atenciones desde hace algunos meses, se proyecta que podría satisfacer la demanda de cerca de 50 mil usuarios, principalmente porque cuenta con un Servicio de Atención Primaria de Alta Resolutividad (SAR) y una Unidad de Atención Primaria Oftalmológica. Cabe destacar que en este Cesfam trabajan 158 funcionarios.

Este proyecto fue posible gracias al convenio entre el Gobierno Regional y el Ministerio de Salud, que implica una inversión de más de $8 mil millones.

La directora (S) del Servicio de Salud Coquimbo, Celia Moreno, señaló que “es un tremendo orgullo ver cómo estas obras de salud se han ido concretando en el tiempo. Han sido esperas largas, pero finalmente uno ha visto los frutos”.

En tanto, la directora del Cesfam, Claudia Gallardo, acotó que “viene a subsanar este problema inicial que teníamos en infraestructura y cuenta además con equipamiento de alta gama”.

Por su parte, el delegado presidencial regional, Ignacio Pinto, destacó que “este nuevos Cesfam forman parte del compromiso del Gobierno de realizar una gran cirugía a la salud, para entregar una atención más digna, oportuna y resolutiva a las personas”.

El nuevo Cesfam Emilio Schaffhauser cuenta con modernas instalaciones, como la Unidad de Atención Primaria Oftalmológica. (Créditos fotografía: Lautaro Carmona) 

Alegría 



En Coquimbo, se realizó ayer la inauguración oficial del nuevo Instituto Teletón de la comuna puerto, que si bien también había abierto sus puertas hace algunas semanas, vivió un día especial en sus nuevas dependencias ubicadas muy cerca del sector de La Pampilla. Recordemos que en 2015, el edificio emplazado en Baquedano fue destruido por el terremoto y tsunami, por lo que el servicio se entregó por años en dependencias de la Universidad del Alba (ex Pedro de Valdivia).

El nuevo espacio, muy esperado por la comunidad, implicó una inversión de 7.100 millones de pesos y cuenta con capacidad para atender la demanda actual y futura de la región, incorporando también elementos de sostenibilidad y eficiencia energética.

Cabe destacar que 1.454 pacientes se atendieron durante el año pasado, mientras que durante 2021 la cifra alcanza los 1.456 usuarios hasta el 30 de septiembre.

El director del Instituto Teletón Coquimbo, Jorge Campillay, subrayó que trabajan 45 personas en este centro, 32 profesionales clínicos y 13 administrativos. “Es un tremendo avance, porque es un espacio diseñado específicamente para otorgar atenciones de rehabilitación con la mejor calidad, con las dimensiones ideales que nos permiten funcionar con una mayor capacidad de aforo respecto del instituto modular que teníamos”.

La Teletón cuenta con su nueva casa propia en la comuna de Coquimbo, en el sector de La Pampilla. (Créditos fotografía: Lautaro Carmona) 

Largamente esperado



En el Hospital de Coquimbo por fin se cumplió el anhelo de los buzos mariscadores de la zona, pues se inauguró la esperada cámara hiperbárica de la comuna puerto.

El nuevo recinto que la alberga cuenta con 260 metros cuadrados construidos de equipamiento médico e industrial, el cual tuvo una inversión que ascendió a más de 674 millones de pesos, financiados a través del Fondo Nacional de Desarrollo Regional y por recursos sectoriales provenientes del Ministerio de Salud.

La cámara cuenta con un staff de cuatro personas que la operan y a la fecha ha atendido a siete personas.

Christian Vargas, director (s) del hospital San Pablo de Coquimbo, indicó que “las instalaciones son de alto nivel y tienen la particularidad de que albergan la primera cámara del país que es autorizada por la Seremi de Salud y por el Instituto de Salud Pública con la nueva normativa. Es muy segura y tiene un gran trabajo de ingeniería que puede tratar accidentes de barotrauma de gran profundidad”.

La gobernadora Krist Naranjo acotó que “es importante como Gobierno Regional poder concretar este tipo de proyectos, para llegar de mejor manera a todas estas problemáticas que tienen ellos y también otros accidentes”.

Los buzos mariscadores por fin estarán tranquilos si requieren de una cámara hiperbárica. (Créditos fotografía: Cedida) 

 

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X